La Dra. Patricia Guzmán, presidenta del Consejo México del IEEE, impartió la charla “Tecnología Humanitaria” a estudiantes de Ingenierías UMAD.

San Andrés Cholula, Puebla.– La tecnología no sólo se limita a los aparatos y las máquinas, sino ésta también puede ser humanitaria cuando se enfoca en proyectos sociales, así lo destacó la Dra. Patricia Guzmán, Licenciada en Ciencias de la Computación por la BUAP y Maestra en Ciencias Computacionales por el INAOE durante la plática “Tecnología Humanitaria” dirigida a estudiantes de las cinco ingenierías que se imparten en la Universidad Madero.

La Dra. Guzmán, presidenta del Consejo México del Instituto de Ingenieros en Electricidad y Electrónica (IEEE por sus siglas en inglés), quien además ha ocupado puestos directivos en el ámbito educativo y tecnológico promoviendo la innovación tecnológica; compartió con los alumnos de la UMAD la forma en la que ha podido combinar su profesión con su vocación social.

Señaló que a través de la IEEE que con casi 100 años de existencia, es la sociedad técnica profesional más grande y prestigiada del mundo; ha podido constatar e incluso ha sido partícipe del desarrollo de importantes proyectos de ingeniería para mejorar la calidad de vida de las personas, poniendo como ejemplo un proyecto sobre la detección temprana del cáncer de mama, y otro denominado “Valoración de la pérdida de bienestar del feto antes del parto”.

“La ingeniería está presente en todo el mundo. A través de la tecnología y la ciencia podemos conocer el universo, la tecnología se puede usar para simulaciones, sistemas de la información, grandes equipos de construcción para obras gigantescas; pero también se puede enfocar en proyectos sociales, ecológicos, sustentables y de desarrollo para las comunidades”, destacó.

Sin embargo, reveló que muchas veces los jóvenes evitan estudiar alguna ingeniería por el miedo a las matemáticas o porque las materias relacionadas a estas carreras no se imparten de una forma que los motiven o vean aplicaciones reales para la vida, entonces deciden enfocarse en otras áreas incluso aunque no tengan vocación para ellas.

“Se tiene aún la idea de que las ingenierías son muy banales y alejadas de aportar un beneficio a la sociedad, y en otros casos los jóvenes ven a las ingenierías en México muy lejanas, es decir, que solo podrán sobresalir si emigran a otros países, pero esto es erróneo porque se pueden hacer muchas cosas incluso en pequeños sectores”.

De esta manera, motivó a los jóvenes a atreverse a estudiar alguna de estas carreras, mientras que a los estudiantes de ingeniería de la Universidad Madero los exhortó a involucrarse en proyectos sociales que se relacionen con su carrera para que al egresar cuenten con experiencia y algo de camino recorrido.

“Es importante para los estudiantes ir definiéndose desde ahorita y no conformarse con sacar buenas calificaciones; empiecen a ver para qué son buenos, no necesitan tener la gran idea, pueden comenzar con una idea pequeña y después irla enriqueciendo. En la medida que hagan lo que les gusta serán felices y les aseguro que tendrán éxito económico, entonces no se dejen llevar por modas o por lo que todo el mundo está haciendo”.

De igual forma se dirigió especialmente a las mujeres para que se animen a estudiar estas carreras, pues aunque señaló que ya hay algunas mujeres abriendo brecha en las ingenierías, aún existen muchos más hombres en comparación con las mujeres.

Destacó que organizaciones como la IEEE apoyan a los nuevos talentos para que puedan desarrollar sus proyectos e incluso obtengan recursos para llevarlos a cabo, además de fortalecer sus habilidades técnicas y otras no técnicas como  liderazgo, trabajo en equipo, resolución de problemas, responsabilidad social, creatividad, compromiso ético y pensamiento crítico. También indicó que esto les permitirá viajar, conocer colegas de todo el mundo, experimentar, vivir con pasión y obtener beneficios económicos que llegarán por añadidura.

Por su parte, el Mtro. Carlos Zapata Bretón, coordinador académico de Ingenierías de la Universidad Madero, al agradecer por la charla a la Dra. Patricia Guzmán y dar cierre al evento, consideró que más allá de impartir conocimientos, desde las universidades se debe dejar huella en la sociedad y trabajar de la mano con otras instituciones, organizaciones, gobierno; así como fomentar que los jóvenes encuentren su pasión desde que se encuentran estudiando.

Aviso de privacidad: http://www.umad.edu.mx/avisodeprivacidad/