El empresario compartió con los alumnos de la Universidad Madero y Prepa UMAD, las competencias blandas necesarias para los futuros profesionistas.

San Andrés Cholula, Puebla.– En el marco del 40 Aniversario de la UMAD, el reconocido empresario Alejandro Kasuga Sakai, quien además es integrante del Consejo de Procuración de Fondos del Sistema Educativo Madero, dictó la conferencia “Competencias blandas para futuros profesionistas”, a la que asistieron estudiantes tanto de las diferentes licenciaturas de la UMAD, como de Prepa UMAD de ambos planteles.

Con una amplia trayectoria empresarial el egresado de la Universidad de California, Berkeley; con una especialidad en Estrategia Corporativa por la Hitotsubashi University de Tokio, un Master of Business Administration en The American Graduate School of International Management y un Programa en Alta Dirección de Empresas por el IPADE (México), compartió con los estudiantes maderistas los conocimientos que obtuvo mientras vivió y trabajó en Japón; mismos que posteriormente aplicó al ser Director General de Yakult México.

Señaló que en la actualidad los profesionistas tienen carencia de competencias blandas que son imprescindibles para que una compañía prospere; entre estas competencias enlistó algunas de las que consideró más importantes, como orden y limpieza, liderazgo ejemplar y proactividad.

Con respecto al orden y limpieza consideró que desde ahí inicia el éxito de toda organización, pues de esa forma aumenta la productividad, es más fácil encontrar objetos o herramientas necesarias para realizar el trabajo y se evitan accidentes o riesgos laborales, entre otras ventajas.

En torno al liderazgo ejemplar destacó que un jefe no siempre es líder, ya que para serlo es necesario tener congruencia entre lo que se piensa, se dice y se hace; por ello hay que predicar con el ejemplo y ser empático con cada uno de los colaboradores.

Finalmente con respecto a la proactividad, señaló que si bien un buen empleado es aquel que cumple con sus deberes, un empleado sobresaliente es quien además de cumplir, aporta ideas o hace algo más por la organización.

“La cultura japonesa y la mexicana es muy diferente, pero ambas tienen fortalezas, porque por ejemplo los japoneses tienen el orden, la organización y la limpieza que no tenemos los mexicanos; pero los mexicanos tenemos el ingenio, creatividad y somos capaces de dar solución a cualquier problemática que se nos presenta”, comentó.

En este sentido enfatizó que aunque con la planeación se minimizan los riesgos en las organizaciones, es inevitable que se presenten problemas o complicaciones; sin embargo tal como lo propone la metodología Kizukai que él desarrolló y sobre la cual escribió el libro “Kizukai, Kaizen aplicado a la cultura organizacional”, siempre que se presente una problemática en la empresa, será una oportunidad de mejora.

Para culminar su charla recomendó a los jóvenes invertir tiempo en algo productivo como aprender un nuevo idioma, adquirir más conocimientos de su profesión, leer o escribir, buscar mejorar en algún aspecto de la vida, y así evitar desperdiciar el tiempo en redes sociales.

Aviso de privacidad: http://www.umad.edu.mx/avisodeprivacidad/